Ir al contenido principal

Mieres como referencia y esperanza

Las calles céntricas de Mieres se han llenado de personas y de emoción para despedir al que fue su alcalde durante los últimos tres mandatos, Aníbal Vázquez, que ha muerto a los 68 años. Miles de personas a lo largo de los últimos días pasaron por la capilla ardiente. Se ha ido rodeado de símbolos como la bandera de la Segunda República o el sonido de una sirena minera, propia de la actividad a la que se dedicó Vázquez hasta su jubilación y entró en política, o las palabras del presidente de Asturias, Adrián Barbón que ensalzó su lucha por las convicciones, y su humildad. Ese “hombre del carbón”, dirigente sindical en el Pozo Nicolasa y en Comisiones Obreras tanto a nivel regional como nacional, máximo responsable de seguridad laboral durante varios años, uno de los fundadores de la Asociación “Santa Barbara”, consiguió tres mayorías absolutas desde 2011 en Mieres. Cuentan que cuando el féretro bajó del salón de plenos a la calle, el aplauso fue atronador. La alarma minera que marcaba cada relevo en el tajo jalonó la pérdida de “un excelente alcalde querido por todos”. Una compañera de partido dijo de él que cuando llegó a su última tarea en el consistorio la situación era como “un barco en plena tempestad que logró llevar a buen puerto”. Las gaitas tocaron el 'Asturias Patria Querida' mientras seis concejales de la corporación, tres hombres y tres mujeres, miembros del equipo de gobierno, cogían el féretro a hombros y lo sacaban de la plaza hacia la funeraria. En estos días tan convulsos, de exhibición de violencia, no solo verbal, a personas que se dedican a la política, debidamente orquestada y asesorada hasta de expertos extranjeros, Mieres es un remanso de esperanza. https://efe.com/principado-de-asturias/2023-11-14/la-despedida-de-anibal-vazquez-desborda-mieres/ https://www.eldiario.es/asturias/multitudinaria-emotiva-despedida-localidad-asturiana-mieres-alcalde-anibal-vazquez_1_10685194.html https://www.elcomercio.es/opinion/adrian-barbon-echamos-20231113005123-nt.html

Comentarios

Entradas populares de este blog

Liderar para transformar las organizaciones públicas (2/17)

Sabemos que no todas las personas que ocupan los niveles superiores de las Administraciones públicas, y por ello tienen la máxima responsabilidad en el impulso de su Transformación, incluyen en sus agendas estrategias de Cambio. En ocasiones hemos conocido personas - de extracción política o técnica-, que entienden la situación al estar en la cúspide jerárquica de una organización pública como una “no intervención”, de manera que su máxima aspiración se centra en que, durante su estancia en la institución, todo siga igual que antes , e incluso que continue igual después de su salida. Tanto en los colectivos político como en el técnico, hemos podido encontrar quienes consideran que “merecen” situarse durante una temporada en esos niveles relevantes sin pararse a pensar en si cuentan con la formación, las competencias y la experiencia necesaria para, por ejemplo, dirigir equipos. O si sus ideas y/o convicciones sobre integridad, eficacia y eficiencia, sobre participación, evaluación del

E-tray como enseña

Una de las banderas que me gusta izar, cuando se trata de zarpar para combatir la discriminación social y la ineficiencia de las periclitadas pruebas de selección de personas empleadas públicas en España, preferentemente basadas en la memoria, es la bandera de e-tray. “ Bandeja de entrada ”, e-tray, es una de las pruebas que utiliza la European Personnel Selection Office ( EPSO ). Antes de compartir [1] que es y para qué sirve la “bandeja electrónica” conviene recordar que EPSO, que dirige desde hace cerca de un año Minna Vuorio, ex directora del Consejo de la Unión Europea , está al servicio de las instituciones de la UE y “su función es facilitar unos procedimientos de selección eficientes, eficaces y de gran calidad, que permitan contratar a la persona adecuada , para el puesto de trabajo adecuado, en el momento adecuado”.   Da servicio a, entre otros, al Parlamento Europeo, el Consejo, la Comisión Europea, el Tribunal de Cuentas, el Servicio Europeo de Acción Exterior, el Com

De competencias políticas, elefantes y cacharrerías.

Hace casi 3 años publiqué “Ante los retos de las grandes transformaciones, ¿qué esperamos las personas directivas públicas de las decisoras?” [1] artículo en el que se defendía que las personas decisoras – las personas dedicadas a la política en puestos de toma de decisiones - debían responder a nueve expectativas : que sean ejemplares, que sean integradoras, que sepan liderar, que sean innovadoras, que tengan visión estratégica, que prioricen y rindan cuentas, que sepan comunicar y estar comprometidos con la transparencia, que cuenten con las y los mejores para generar valor público, que conozcan y respeten los valores de lo público e institucionales . La que he colocado ahora en último lugar iba entonces la primera y especialmente hoy sigo pensando que ese es su lugar, aunque lo haya alterado aquí precisamente y solo para resaltarla, porque ese es el eje de estas líneas. Entonces defendía, y lo sigo haciendo, que las y los líderes políticos, son personas generosas que atiend